¿Cuanto tiempo crees que tardará en llegar el concepto de “oficina store” a los despachos de administradores de fincas?.

Recientemente leí la noticia de que CAIXA BANK abría una de sus oficinas en la población de Gandía, muy próxima a uno de nuestros despachos.

Así que me apresuré a ver insitu en que consistía este nuevo concepto de sucursal, el cual había sido galardonado con un premio que resalta la experiencia diferencial que viven los clientes y que refuerza los principios y valores de proximidad, transparencia, confianza, calidad y compromiso social…¿Os suena de algo?.

Acaso el negocio de la Administración de fincas, ¿no va orientado a los mismos valores?.

Definitivamente esta nueva idea rompe definitivamente con esas oficinas que se estaban convirtiendo poco a poco en centros que no aportaban ningún valor, y en el que tenías que hacer cola para casi cualquier cosa.

Solo basta pasar un rato en una de ellas (por que ya se han preocupado de que no puedas casi sentarte) para comprobar a quien van dirigidas estas obsoletas sucursales.

No veras ningún millenial en la cola, esa generación ninguneada muchas veces entre 18 y 34 años, que serán más del 70% de la fuerza laboral del mundo desarrollado en 2025 y representa a nada menos que 8 millones de españoles.

Entonces, si los bancos están transformando sus centros para acercarse más a este público objetivo y por otro lado persiguen prácticamente los mismos valores que los administradores de fincas, ¿Cuanto tardaremos en ver oficinas que se parezcan más a un starbucks, que a un centro de alto rendimiento lleno de archivadores, papeles y pantallas de ordenadores?.

Por consiguiente y dicho de otro modo, ¿cuando nuestros centros de atención al cliente, estarán pensados para lo que son….. para el cliente y no para nosotros, los trabajadores?.

Parece que en los próximos años, no tendrá sentido tener abierto un despacho para atender a los propietarios y proveedores de nuestras comunidades aunque tengamos un horario amplisimo, a no ser que  incorpore este nuevo enfoque, dejando en la trastienda o en una zona aparte “nuestros centros de alto rendimiento” que por supuesto estarán cerrados al público.

Por suerte estos centros los compartiremos con otros administradores de fincas, y en consecuencia repartiremos costes de alquiler, impresoras, etc… como si de un centro de networking se tratase, dejando nuestro valor diferencial en esas “oficinas store”, orientando nuestros servicios y esfuerzo en reforzar nuestros principios de proximidad, transparencia, confianza y calidad.

La transformación e innovación en los despachos de administradores de fincas esta por llegar, ¿Estás preparado?.

Victor Arenas Micó
Responsable de Innovación y desarrollo de Negocio de AFISER